El Sabbat de los judíos

En las tradiciones religiosas de los judíos encontramos la importancia del Sabbat el cual es conocido dentro de las tradiciones como el día de descanso para los creyentes de esta religión siendo celebrado mundialmente, con una cena maravillosa que marca el atardecer del viernes, hasta el anochecer del sábado. El Sabbat de los judíos

Dentro de las tradiciones religiosas que se conservan en el mundo moderno, se encuentra el respeto y cumplimiento que llevan la mayoría de los judíos por el día de descanso, el Sabbat. Al igual que para otras culturas religiosas, como el catolicismo, para los judíos es un día de descanso en medio de la vertiginosa actividad actual que se lleva durante los seis días de la semana. Este descanso, se extiende por un período de tiempo de 25 horas y va desde la puesta del sol del viernes a la tarde, hasta el anochecer del sábado. 

Durante este tiempo, considerado sagrado, se debe detener toda actividad creativa con el entorno, deponer las preocupaciones y las conversaciones alrededor de ellas y apaciguar por completo las batallas diarias relativas a la actividad laboral de cada persona, para así tener una disposición de alma, corazón, cuerpo y circunstancias para entregarse al disfrute de la divina tranquilidad del día de descanso impuesto por las leyes de Dios.

Es bien conocido por todos los relatos a la historia de cómo Dios, creó el mundo en seis días  y descansó en el séptimo día. En la Biblia, los Apóstoles tienen innumerables referencias a este respecto. Pero para los judíos la creación no es un acontecimiento ocurrido una sola vez, sino que por el contrario, es un proceso permanente en el que Dios de forma continua está creando nuestro mundo en un ciclo cósmico de trabajo y descanso. 

Se anhela que durante el cumplimiento del Sabbat la vida de las personas renueve la  sincronía con el Ciclo divino de la creación. De esta forma, se atestigua una vez más la creación del mundo por parte de Dios, se confirma el compromiso con el papel que cada uno de los seres humanos tiene como socio de la creación de Dios y se le otorga integridad, santidad y propósito a la vida de cada uno.

El sabbat , del hebreo ???, shabbat, “descanso”, es el séptimo día, así como el día sagrado, de la semana judía.

El sabbat se observa desde el atardecer del viernes hasta la aparición de tres estrellas la noche del sábado. Según las prescripciones de la Torá, debe ser celebrado en primer lugar mediante la abstención de cualquier clase de trabajo. El sabbat es en el ethos judío, es una señal de la relación entre Dios y el pueblo judío. La celebración del sabbat está prescrita entre los Diez Mandamientos recibidos por Moisés.